Desde el 6 de febrero, el Gobierno ha confirmado un nuevo aumento en las tarifas del transporte público en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA). Esta medida representa el segundo incremento en tan solo tres semanas, marcando un paso más en la política de reducción de subsidios en el sector.

El boleto mínimo de colectivo en la Ciudad y el Conurbano ascenderá a $270, mientras que el pasaje de tren subirá a $130. Este ajuste implica un incremento cercano al 250%, consolidándose como una estrategia para reducir la carga de los subsidios en el transporte público.

Este aumento sigue al aplicado el 15 de enero, que representó un incremento del 45%. En esa ocasión, el pasaje mínimo de colectivo había pasado de $52,96 a $76,92, y el de los ferrocarriles Mitre, Sarmiento y San Martín, de $25,72 a $37,38, entre otros.

Salud: ¿Cuánto duran las recetas electrónicas del PAMI?

El área formalizó esta actualización tarifaria después de completar las audiencias públicas. El pasaje de colectivo se establecerá en $270 para la primera sección (hasta tres kilómetros), $300,78 el segundo tramo (tres a seis kilómetros), $323,95 el tercero (seis a 12 kilómetros), $347,15 el cuarto (12 a 27 kilómetros) y $370,18 el quinto (más de 27 kilómetros).

En cuanto a los trenes metropolitanos, los pasajes serán $130 para la primera sección, $169 la segunda y $208 la tercera.

A partir del 1° de abril, aquellos que no hayan registrado su tarjeta SUBE a su nombre pagarán tarifas más elevadas: $429,30 el boleto mínimo de colectivo y $260 el de tren.

Share.

Leave A Reply