El nombre de Ricardo Piñeiro fue sinónimo de prestigio en el ámbito de la moda argentina, durante aproximadamente dos décadas . En la época de los noventa, se destacó como el principal competidor de Pancho Dotto, ejerciendo un importante control sobre las carreras profesionales de numerosas modelos destacadas en Argentina. Sin embargo, hoy enfrenta una lucha por su vida después de que el domingo por la tarde lo encontraran en su residencia de Recoleta con bajos signos vitales. Piñeiro sufrió un ACV hemorrágico y fue trasladado de inmediato al Hospital Fernández, donde su pronóstico se mantiene reservado.

El exrepresentante de modelos de 68 años permanece en estado reservado con insuficiencia respiratoria y renal, e hipotensión arterial.

Los efectivos policiales de la Ciudad de Buenos Aires se acercaron a la casa de Piñeiro, luego de que un amigo de él se comunicara al 911 ya que no respondía a las llamadas en su puerta. Cuando pudieron ingresar a la propiedad, ubicada en el barrio de Recoleta, lo encontraron con bajos signos vitales y lo trasladaron al Hospital Fernández.

A principios de este 2023, Piñeiro había dado una entrevista a Socios del espectáculo, donde aseguró que no volvería a trabajar como representante de modelos. “Este es un medio bastante especial porque generalmente hay muchas chicas desagradecidas. No lo digo con resentimiento porque no soy nada resentido. Ves una que decís que puede funcionar y la formás, lo que uno hace como manager, y después se nos agrandan un poco. Eso no está bueno. Diosas arriba, terrenales abajo, siempre decía”

En el reportaje, el manager también recordó sus grandes dramas hace unos años, cuando tuvo que abandonar el rubro de la moda. Según sus palabras tuvo una “gran depresión” por una estafa que padeció y tuvo que cerrar su empresa.

Share.

Leave A Reply